.
Los Mejores Libretos de los Episodios del Programa

Conversación sobre canciones (Diálogos CH)

El Chavo acompaña a don Ramón, quién con la guitarra recuerda algunas canciones viejas y se genera todo un tema de conversación a partir de ello. Disfruta de los mejores diálogos del Chavo del Ocho!
.

Don Ramón muy amigablemente conversa con el Chavo acerca de la buena música, recuerdan algunas anéctodas y repasan las canciones viejas bonitas, así como las viejas feas.

Conversando acerca de canciones (Diálogos del Chavo)

  • Don Ramón: ¿Te gusta la música, Chavo?
  • Chavo: Sí, pero también me gusta eso que esta haciendo usted…
  • Don Ramón: ¿Que te pasa Chavo, que te pasa?. ¡No sabes que yo fui cantante y guitarrista!
  • Chavo: ¿Usted?
  • Don Ramón: ¡Claro!; ¡Yo pude haber sido un cantante de línea!
  • Chavo: ¿De línea de camiones?
  • Don Ramón: Quiero decir, ¡que yo pude haber sido un cantante de primera!
  • Chavo: ¿De camiones de primera?
  • Don Ramón: ¡De primera fila!
  • Chavo: Ah, bueno si claro, porque los de segunda fila ya no alcanzaban a escucharlo, ¿verdad?
  • Don Ramón: Mira Chavito, lo que yo te quiero decir es que yo pude haber sido un cantante de fama… ¡de mucha fama!, pero hubo gente que hizo hasta lo imposible por evitar que yo cantara…
  • Chavo: ¡El público!… porque, ¡usted era infame!
  • Don Ramón: ¿Qué, acaso tú me has oído cantar?
  • Chavo: ¡No!
  • Don Ramón: ¿Entonces por qué dices que era infame?
  • Chavo: ¡Por que no tenía fama!
  • Don Ramón: Ah bueno, eso sí, eso sí…
  • Chavo: ¿Cómo se llama eso que está tocando?
  • Don Ramón: ¡Se llama guitarra!
  • Chavo: ¡Pero yo digo la canción, menso!
  • Don Ramón: Míralo, ¿y luego por qué te pega uno Chavo?
  • Chavo: ¡Es que no me tienen paciencia!…
  • Don Ramón: «¡Es que no me tienen paciencia!…»
  • Chavo: Bueno, ¿pues cómo se llama la canción que está tocando?
  • Don Ramón: Bueno, es que no recuerdo el título porque es una canción muy vieja. ¿Te gusta?
  • Chavo: Sí, bastantísimo!
  • Don Ramón: Sí… a mi también me encantan las canciones viejas, bueno, las canciones viejas bonitas, por que también hay canciones viejas feas
  • Chavo: ¿Las feas no le gustan?
  • Don Ramón: No, no, no, claro que no, claro que no; por cierto que casi todas las canciones viejas eran bonitas. Y vieras que bonito las tocaba yo en las serenatas, vieras que bien las cantaba yo en los gallos… ahhhh!, que tiempos aquellos…
  • Quico: Que pasó Chavo, ¿por qué tan sólo?
  • Chavo: No, no estoy sólo, ¡estoy con Ron Damón!
  • Don Ramón: ¡Y estábamos conversando muy a gusto hasta que llego la peste!
  • Quico: ¡Ya ve lo que le pasa por no bañarse!
  • Don Ramón: ¿Qué?
  • Quico: Que… ¿de qué estaban hablando?
  • Chavo: Estábamos hablando de las canciones. ¡Don Ramón dice que le salían muy bien los gallos en las canciones!
  • Don Ramón: No, no, Chavo, al revés, dije que me salían muy bien las canciones en los gallos…
  • Chavo: ¡Eso!, y… y también dice Ron Damón que a él le gustan mucho las viejas. Quico, ¿a ti te gustan las viejas?
  • Quico: Bueno Chavo…
  • Prof. Jirafales: Ta, ta, ta, ta, tá. Quico, ve con tu madre…
  • Quico: Es que profesor, estábamos…
  • Prof. Jirafales: ¡Nada!, ve con tu madre. Y a usted, ¿no le da vergüenza tratar estos temas delante de los niños?
  • Don Ramón: ¡Ma!, ¿y por qué me habría de dar vergüenza?
  • Doña Florinda: ¿Y todavía pregunta?. Y tú tesoro, ¿no te he dicho que no debes de escuchar ciertas conversaciones?
  • Quico: No te preocupes mami, ¡a mi no me gustan las viejas!; es más… ¡creo que nunca me van a gustar!
  • Doña Florinda: ¡Ay!, no tesoro, no exageres.
  • Chavo: Pero… pero, a Ron Damón nada más le gustan las bonitas, por que también hay viejas feas, ¿verdad?
  • Don Ramón: Y las sigue habiendo Chavo…
  • Doña Florinda: ¿Qué cosa?
  • Don Ramón: Bueno, ¡yo estoy hablando de canciones!
  • Prof. Jirafales: ¡Ja!, ¿de eso?
  • Don Ramón: Si, estábamos hablando de las canciones viejas que son muy bonitas. ¡Que se muera Quico si no es cierto!
  • Doña Florinda: ¿Qué, qué?
  • Don Ramón: Digo, que me muera yo si no es cierto, ¿verdad Chavo?
  • Chavo: Sí, que se muera… no, no, no, es que si estábamos hablando de… de las canciones viejas porque Ron Damón estaba tocando la guitarra, y yo… ¡yo cuando sea grande también quiero aprender a guitar la tocarra!
El Chapulín Colorado debe rendir cuentas acerca de unos presos en fuga.
El pobre Chavo no logra conciliar el sueño y cuando por fin lo logra, sufre de algunas pesadillas. Disfruta de los mejores diálogos del Chavo del Ocho!
Una viaje casa es -en teoría- habitada por fantasmas y el Chapulín Colorado, dudoso de eso, se hace presente y hasta mantiene una conversación con uno de ellos.
Una inoportuna aparición del doctor Chapatín interrumpe lo que parecía ser, el inicio de un amorío entre el detective y una invitada a la fiesta.
El Chapulín Colorado debe encontrar a una mujer desaparecida en el bosque, para ello solicita algunas características físicas. ¡Los mejores libretos del Chapulín Colorado!
Una confusión del Señor Barriga y el Profesor Jirafales genera cierta molestias en este último. Disfruta de los mejores diálogos del Chavo del Ocho!
La resortera del Chavo cae en manos de don Ramón y para evitar una cachetada de doña Florinda, la amenaza, pero sin piedra. Disfruta de los mejores diálogos del Chavo del Ocho!
En medio de la noche, doña Florinda intenta averiguar un misterio que ronda la Vecindad. ¡Disfruta de los mejores diálogos del Chavo del Ocho!
El Chavo acompaña a don Ramón, quién con la guitarra recuerda algunas canciones viejas y se genera todo un tema de conversación a partir de ello. Disfruta de los mejores diálogos del Chavo del Ocho!
La Chilindrina le envía una carta a su papá, en la que le detalla de su regreso a la Vecindad. Para la mala fortuna de don Ramón, es el Chavo quién se encarga de leer lo que escribió su hija. Los mejores diálogos del Chavo del Ocho!